CARGANDO...

Propiedad Horizontal

SP/DOCT/116542

Artículo Monográfico. Enero 2021

Humedades en las edificaciones: Restitución integral de los daños y perjuicios

Daniel Madurga Soriano. Abogado
Gestión Documental
I. Daño directo: indemnización o reparación in natura
El daño inmediato por la acción del agua en un inmueble es fácil de identificar y de cuantificar. Se trata de manchas de humedad que exigen una mano de pintura, con previa preparación de los paramentos afectados. Si la entrada de agua fue copiosa, pudo afectar a instalaciones eléctricas, paños de azulejos, suelos de madera, mobiliario y enseres diversos.
La reclamación de estos daños se basa en el informe pericial y, en su caso, en las facturas de reparación o reposición de elementos afectados.
Aún hay quien opone a la demanda el derecho a reparación in natura, aprovechando que persiste cierta contradicción doctrinal en los supuestos de responsabilidad contractual (ejecuciones de obra, por ejemplo), la jurisprudencia ha evolucionado y coincide en que el perjudicado puede exigir resarcimiento equivalente. Con mayor motivo, en los casos de responsabilidad extracontractual, debe entenderse que el damnificado es quien elige si desea indemnización. Así, en la medida en que el daño deriva de un acto que no fue demandado por él (no contratado), no se le puede imponer el quien, el cuándo y el cómo se le repone a la situación preexistente. Es cierto que el legislador no aclara si la víctima tiene derecho a optar. En la dicción del art. 1.902 del Código Civil parece apuntarse a la obligación de reparar ("El que por acción u omisión causa daño a otro, interviniendo culpa o negligencia, está obligado a reparar el daño causado
También puedes adquirir este documento o suscribirte para acceder a todos los contenidos