CARGANDO...

AP Córdoba, Sec. 1.ª, 148/2003, de 17 de marzo

SP/SENT/45780

Recurso 77/2003. Ponente: JOSE MARIA MAGAÑA CALLE.

El que el padre deba atrasos de pensiones no es causa para reducir la pensión de la hija 
No tiene permisos para ver el contenido de los extractos
ANTECEDENTES DE HECHO
Se aceptan los de la resolución recurrida y....
PRIMERO.- Seguido el juicio por su trámite, se dictó sentencia por el Sr. Juez de Instrucción Nº 3 de Córdoba, con fecha 4 de noviembre de 2002, cuya parte dispositiva es como sigue: "Que desestimando íntegramente la demanda que ha originado estos autos, debo mantener y mantengo la pensión alimenticia de la hija en los términos establecidos en la sentencia que puso fin a los autos Incidentales de modificación de medidas nº 384/95 de este Juzgado. Todo ello sin hacer expresa mención a las costas causadas en esta instancia."
SEGUNDO.- Interpuesto recurso de apelación y admitido a trámite el Juzgado realizó los preceptivos traslados y una vez transcurrido el plazo elevó los autos a esta Sección de la Audiencia, donde recibido y turnado, se señalo día para deliberación que ha tenido lugar el día 14 de marzo del actual.
TERCERO.- En la tramitación de esta alzada se han observado las prescripciones y formalidades legales.
FUNDAMENTOS DE DERECHO
Se aceptan los Fundamentos Jurídicos de la Sentencia recurrida, y
PRIMERO.- Impugna el recurrente la Sentencia de instancia alegando como único motivo la infracción de los Arts. 91,93 y 142 del Código Civil. En concreto sostiene que debe modificarse la cuantía de la pensión que por alimentos pasa a su hija Elvira, o en todo caso limitarse temporalmente, dada la edad de la misma, 23 años, y de los ingresos y de las cargas familiares del recurrente. Se afirma que si tiene que abonar la cantidad de 30.000 Pts. por atrasos debidos al impago de la pensión, más otras 20.000 Pts. en concepto de pensión alimenticia, y si se tiene en cuenta, primero, que dada la edad de la hija, esta debiera haberse incorporado al mercado laboral, y segundo, que el recurrente tiene dos hijos habidos en ulterior matrimonio, y espera un tercero, y teniendo presente, por último la cuantía de sus ingresos, estos son totalmente insuficientes para atender a sus necesidades.
SEGUNDO.- Como se señala en la sentencia de la A.P. de Zaragoza de 15-04-2002, siguiendo a su vez una doctrina constante y reiterada (SS de las AAPP de Guipúzcoa núm. 129/1998, de 30 de marzo; Málaga Auto núm. 80/1999, de 22 de febrero; Almería núm. 267/1999, de cinco de julio y Barcelona 11-1-2000 entre otras muchas) y por lo que respecta a la pensión alimenticia de los hijos, estas no se extingue por la mayoría de edad de éstos, y que mientras sigan en compañía de uno de sus progenitores se mantienen - a
unque ya no en base a la patria potestad (Art. 154 del Código Civil), sino a la obligación alimenticia entre parientes (142 y siguientes del mismo cuerpo legal)-, mientras no concurra alguna alteración de circunstancias de las previstas en los Art. 90 y 91 del Código Civil o causa legal de extinción del deber de dar alimentos (Art. 150 y 152 del Código Civil). En el mismo sentido, se pronuncia la Sentencia de esta Audiencia Provincial de fecha 11

Para acceder al documento completo, por favor, introduce usuario y clave


Si deseas acceder a todos los documentos
Si solo deseas descargarte este documento

Para solicitar más información, pulsa aquí y nos pondremos en contacto contigo.

Formación Recomendada

Productos Recomendados