CARGANDO...

AP Santa Cruz de Tenerife, Sec. 3.ª, 910/2001, de 23 de noviembre

SP/SENT/34596

Recurso 735/2001. Ponente: JOSE ANTONIO GONZALEZ GONZALEZ.

El allanamiento del fiador no es transacción a los efectos de la reclamación al arrendatario 
No tiene permisos para ver el contenido de los extractos
ANTECEDENTES DE HECHO
PRIMERO.- En los autos y por el referido Juzgado se dictó Sentencia de fecha treinta de noviembre de dos mil uno, cuya parte dispositiva, -literalmente copiada-, dice así: " Que, apreciado de oficio la excepción de litisconsorcio pasivo necesario, DEBO DESESTIMAR Y DESESTIMO la demanda presentada por D. Severino ___, contra D. Carlos ___, y absuelvo a este demandado de las peticiones formuladas contra el mismo en dicha demanda, sin hacer pronunciamiento respecto al fondo del asunto; todo ello sin realizar especial declaración sobre las costas causadas.".
SEGUNDO.- Notificada la sentencia a las partes en legal forma, se interpuso recurso de apelación por la representación de la parte demandante, se tuvo por formulado y fue admitido en ambos efecto según los artículos 457 y siguientes de la Ley de Enjuiciamiento Civil, con oposición de la contraria, remitiéndose con posterioridad los autos a esta Audiencia Provincial.
TERCERO.- Que recibidos los autos en esta Sección Tercera se acordó formar el correspondiente Rollo, y se designó como Ponente al Ilmo/a Sr./a D./Dª JOSÉ ANTONIO GONZÁLEZ GONZÁLEZ, señalándose para votación y Fallo el día diecinueve de noviembre de dos mil uno.
CUARTO.- En la tramitación del presente recurso se han observado las prescripciones legales que le rigen.
FUNDAMENTOS DE DERECHO
PRIMERO.-La excepción de litis consorcio pasivo necesario acogida en la sentencia no puede prosperar en el presente caso, ya que, bajo ningún concepto, han debido ser demandados conjuntamente el arrendatario y quien ahora, éste afirma era deudora de las rentas. Existirá, sí, falta de legitimación pasiva si no se demanda a la persona que debe abonar las rentas, pero no hay por qué exigir una demanda conjunta, tal y como se razona en la sentencia de instancia.
Lo que sí resulta del material probatorio obrante en autos es que el fiador que ahora acciona no ha tenido conocimiento de la existencia de modificación en la parte pasiva de la relación arrendaticia, y que los posibles acuerdos entre el arrendatario y un tercero para proseguir en la utilización de la vivienda en nada le han de afectar a no ser que se hayan traducido en un efectivo cambio de la relación contractual inicial.
SEGUNDO.- Lo realmente acreditado es que la arrendadora reclamó de los fiadores el importe de las rentas que le eran debidas hasta la finalización del contrato, momento que fue fijado correctamente en la recepción de las llaves, sin perjuicio de que con anterioridad se hubiera desalojado la vivienda sin ponerla a disposición de la arrendadora.
Y si el fiador se allanó a la demanda, no implica ello la existencia de transacción, pues la sentencia del anterior
juicio se limitó a la estimación de la demanda, tal y como había sido planteada por la parte actora, sin aludir para nada a ningún tipo de transacción judicial o extrajudicial, no siendo, pues, de aplicación el artículo 1839 del C.C. TERCERO.-Queda, por último, precisar si la reclamación inicial de la arrendadora fue correcta, pues en autos existe

Para acceder al documento completo, por favor, introduce usuario y clave 

¿Quieres ver este documento y muchos más totalmente gratis?

Disfrútala durante 3 días

Durante 3 días

No incluye Formularios

Rellena el siguiente formulario para darte de alta en el TOP Jurídico Administrador de Finques y te enviaremos tu clave demo para que empieces a utilizarla inmediatamente:

Al pulsar el siguiente botón aceptas el tratamiento de tus datos personales

Información básica sobre Privacidad y Protección de Datos

Responsable: Editorial Jurídica sepín, S. L.

Finalidades principales: Para la contratación de servicios y productos de sepín.

Envío de información sobre productos y servicios a través de cualquiera de los medios de contacto facilitados

Destinatarios: No se cederán datos a terceros, salvo obligación legal o previo consentimiento.

Derechos: Si deseas conocer la información sobre tus datos, corregir errores, suprimir datos, limitar su tratamiento o pedir que se trasladen a otra entidad, puedes ejercer los derechos que te reconoce el Reglamento General de Protección de Datos (RGPD) dirigiéndote a Editorial Jurídica sepín, a la dirección postal c/ Mahón, 8 – 28290 Las Rozas (Madrid) o a la dirección de correo electrónico delegadodeprotecciondedatos@sepin.es para acceder, rectificar, suprimir, oponerte, limitar, portar tus datos personales y a no ser objeto de decisiones basadas únicamente en el tratamiento automatizado de tus datos, acompañando un documento identificativo junto con la solicitud. Igualmente, podrás ejercitar tus derechos a través de los formularios on·line que ponemos a tu disposición en nuestra web. Tienes derecho a presentar reclamación ante la autoridad de control.

Información Adicional: Puedes consultar la información adicional y detallada sobre Protección de Datos en nuestra página web: www.sepin.es/informacion-legal/politica-privacidad.asp

Productos Recomendados