CARGANDO...

AP Málaga, Sec. 4.ª, 497/2005, de 8 de junio

SP/SENT/80768

Recurso 275/2005. Ponente: JOSE LUIS LOPEZ FUENTES.

Extinción contrato vivienda al comunicar el arrendador al arrendatario su intención de concluirlo tras su renovación por tácita reconducción 
No tiene permisos para ver el contenido de los extractos
ANTECEDENTES DE HECHO
PRIMERO.- El Juzgado de Primera Instancia dictó sentencia el día 20/12/04, en el juicio antes dicho, cuya parte dispositiva es como sigue: "Que desestimando la demanda interpuesta por la procuradora de los tribunales Sra. Aurioles Rodriguez, en nombre y representación de doña María Virtudes y doña María Inmaculada, contra d. Marco Antonio, debo absolver y absuelvo al referido demandado de todos los pedimentos formulados en su contra. Todo ello con imposición a la actora del pago de las costas procesales.
SEGUNDO.- Interpuesto recurso de apelación y admitido a trámite, el Juzgado realizó los preceptivos traslados y una vez transcurrido el plazo elevó los autos a esta Sección de la Audiencia, donde se formó rollo y se ha turnado de ponencia. La votación y fallo ha tenido lugar el día 02/06/05 quedando visto para sentencia.
TERCERO.- En la tramitación del recurso se han observado las prescripciones legales.
Visto, siendo ponente el Ilmo. Sr. Magistrado D. JOSE LUIS LOPEZ FUENTES quien expresa el parecer del Tribunal.
FUNDAMENTOS DE DERECHO
PRIMERO.- Frente a la sentencia dictada en la instancia que declara el contrato de arrendamiento prorrogado por el plazo y con las condiciones establecidas en el artículo 10 de la LAU, y en consecuencia se entenderá prorrogado, por plazos anuales y a voluntad del arrendatario, por otro período de tres años, o sea, hasta el día 1 de Abril de 2.006, se alza el apelante afirmando que, tras los tres años de prorroga establecido en el artículo 10 de la LAU, será de aplicación la tácita reconducción prevista en el artículo 1.566 del Código Civil, por lo que el contrato de arrendamiento ya estaría finalizado
SEGUNDO.- En el contrato suscrito entre las partes se fijó una duración de un año prorrogable hasta cinco, con lo que se recogió la normativa impuesta en el artículo 9 de la LAU, conforme a la cual
1. La duración del arrendamiento será libremente pactada por las partes. Si ésta fuera inferior a cinco años, llegado el día del vencimiento del contrato, éste se prorrogará obligatoriamente por plazos anuales hasta que el arrendamiento alcance una duración mínima de cinco años, salvo que el arrendatario manifieste al arrendador con treinta días de antelación como mínimo a la fecha de terminación del contrato o de cualquiera de las prórrogas, su voluntad de no renovarlo.
Llegado el plazo máximo de duración del contrato (cinco años) ninguna de las partes denunció su vencimiento ni expresó su voluntad contraria a la renovaci
ón, por lo que quedó el contrato prorrogado en los términos establecidos en el artículo 10 de la LAU, conforme al cual:Si llegada la fecha de vencimiento del contrato, una vez transcurridos como mínimo cinco años de duración de aquél, ninguna de las partes hubiese notificado a la otra, al menos con un mes de antelación a aquella fecha, su voluntad de no renovarlo, el contrato se prorrogará obligatoriamente por plaz

Para acceder al documento completo, por favor, introduce usuario y clave


Si deseas acceder a todos los documentos
Si solo deseas descargarte este documento

Para solicitar más información, pulsa aquí y nos pondremos en contacto contigo.

Productos Recomendados