CARGANDO...

AP Alicante, Sec. 7.ª, 89/2008, de 17 de abril

SP/SENT/170780

Recurso 466/2006. Ponente: JAVIER GIL MUÑOZ.

Prueba de que la finca objeto de la litis era copropiedad de la actora y su hermano, padre de los codemandados, aunque figurara inscrita a nombre únicamente de aquel 
No tiene permisos para ver el contenido de los extractos
ANTECEDENTES DE HECHO
PRIMERO.- Por el Juzgado de Primera Instancia núm. 1 de Torrevieja en los referidos autos, tramitados con el núm. 468/04 , se dictó sentencia con fecha 27 de Febrero 2006 , cuya parte dispositiva es del tenor literal siguiente: " Se desestima la demanda interpuesta por el procurador don Antonio Martinez Gilabert en nombre y representación de doña Amelia contra doña Tomás, dona Héctor y don Ángel Jesús y en consecuencia absuelvo a los demandados de todos los pedimentos esgrimidos en su contra en la demanda. Con expresa imposición de las costas a la parte actora."
SEGUNDO.- Contra dicha sentencia, se interpuso recurso de apelación por la parte actora, en tiempo y forma, dándose traslado por término de diez días a las demás partes para que presentaran escrito de oposición al recurso o, en su caso, de impugnación de la resolución apelada, presentado escrito de oposición al recurso, remitiéndose seguidamente los autos a este Tribunal, donde quedó formando el Rollo núm. 466/06, en el que se señaló para la deliberación y votación el día 10 de Diciembre de 2007, en el que tuvo lugar.
TERCERO.- En la tramitación de ambas instancias, en el presente proceso, se han observado las normas y formalidades legales.
VISTO, siendo Ponente el Iltmo. Sr. Magistrado D. Javier Gil Muñoz.
FUNDAMENTOS DE DERECHO
PRIMERO.- Comienza el recurrente alegando un error en la sentencia de instancia por cuanto en la misma se entiende que se ejercita la acción reivindicatoria cuando en realidad la que se esta ejercitando es la acción declarativa de dominio.
A este respecto es preciso aclarar que, aún en el supuesto de existencia de dicho error, las repercusiones del mismo son intranscendentes pues, como señala la reciente STS de fecha 20 de Marzo de 2007 "Dicha acción, junto con la reivindicatoria, defiende el derecho de propiedad lesionado. La primera exige para su viabilidad todos los requisitos de la segunda, con excepción de que el demandado sea poseedor, pues no busca sino la aclaración de una relación de derecho puesta en duda o discutida (sentencias, entre otras, de 24 de marzo de 1.992 y 5 de febrero de 1.999 ). Por tanto, la acción declarativa, como la reivindicatoria, requiere que el actor justifique su título dominical, hasta el punto de que su falta impide que prospere la acción, aún cuando el demandado no demuestre ser dueño de la cosa reclamada (sentencias de 25 de abril de 1.977, 1 de diciembre de 1.989 y 19 de diciembre de 2.001 )". En consecuencia, como enseña constante doctrina, los requisitos de la acción declarativa, que nace como la reivindicatoria del art. 348 CC, son coincidentes en una y otra acción, siendo el primero de ellos, la plena acreditación del dominio. La acción declarativa de dominio exige pues, al igual que la acción reivindicatoria, que el actor pruebe cum
plidamente el dominio y la identificación del bien sobre el que recae la acción ejercitada.SEGUNDO.- En la alegación segunda del recurso, el apelante procede a valorar la prueba practicada intentando demostrar que ha quedado acreditado que la finca objeto de la acción ejercitada fue adquirida conjuntamente por la Sra. Amelia y por D. Serafin, padre de los codemandados y hermano de la actora. En justificación de ell

Para acceder al documento completo, por favor, introduce usuario y clave


Si deseas acceder a todos los documentos
Si solo deseas descargarte este documento

Para solicitar más información, pulsa aquí y nos pondremos en contacto contigo.

Productos Recomendados