CARGANDO...

AP Málaga, Sec. 4.ª, 679/2002, de 30 de septiembre

SP/SENT/41545

Recurso 341/2002. Ponente: FRANCISCO JAVIER ARROYO FIESTAS.

Local no abierto al público y dedicado a almacén siendo su originaria finalidad el servicio directo a clientela 
No tiene permisos para ver el contenido de los extractos
ANTECEDENTES DE HECHO
PRIMERO.- El Juzgado de Primera Instancia dictó sentencia el día 15/11/01, en el juicio antes dicho, cuya parte dispositiva es como sigue: Que debo estimar y estimo la demanda formulada por la Procuradora Da_María del Castillo Avisbal en representación de D. Rafael ___, y de sus hijos D. Miguel Angel, Dª María del Mar, D. Ricardo y Dª María del Carmen ___, contra Dª Encarnación ___, declarando resuelto el contrato de arrendamiento existente sobre la finca (local de negocio) sita en la planta baja de la calle ___ de la villa de Árdales, por falta de ocupación durante mas de seis meses. Todo ello a la vez que se impone a la demandada el pago de las costas causadas en el presente procedimiento".
SEGUNDO.- Interpuesto recurso de apelación y admitido a trámite, el Juzgado realizó los preceptivos traslados y una vez transcurrido el plazo elevó los autos a esta Sección de la Audiencia, donde se formó rollo y se ha turnado de ponencia. La votación y fallo ha tenido lugar el día quedando visto para sentencia. TERCERO.- En la tramitación del recurso se han observado las prescripciones legales.
Visto, siendo ponente el Ilmo. Sr. Magistrado D. FRANCISCO JAVIER ARROYO FIESTAS quien expresa el parecer del Tribunal.
FUNDAMENTOS DE DERECHO
Se aceptan los Antecedentes de Hecha y Fundamentos de Derecho de la sentencia apelada. PRIMERO.- Por la parte apelante se alegó que el cierre del local no es constitutivo de resolución, dado que se dedicó a trastero, posibilidad que no estaba prohibida en el contrato.
SEGUNDO.- De la propia confesión judicial dela demandada y del acta notarial apartada por la parte actor, se deduce que el esposo de la actual arrendataria recibió en virtud de traspaso el laca) mencionado que se venía dedicando a bar, actividad que se mantuvo hasta el cierre por la demandada, que viene utilizándolo como trastero.
A la vista de estos hechos no discutidos, debemos concluir que al haberse arrendado como local de negocio, y por tanto abierto al público, la arrendataria debió mantenerlo en situación de apertura, dado que en caso contrario produciría y causó perjuicio al arrendador al hacer perder expectativas y clientela al negocio que en el local se desarrollaba, por lo que procede la resolución del contrato de arrendamiento por cierre durante mas de seis meses (art° 114.11 de la LAU de 1964).
En este sentido las sentencias del Tribunal Supremo que se indican: Estando acreditado en autos que el hoy recurrente adquirió la condición de arrendatario del local al adjudicársele en pública subasta los derechos de traspaso del mismo, resulta evidente que se trata de un local de negocio abierto al público, ya que si, por el contrario, el dest
ino del repetido local fuese el de almacén, no hubiera existido tal derecho de traspaso por prohibirlo el artículo 30 de la Ley de Arrendamientos Urbanos, debiendo, en consecuencia, ser desestimados ambos motivos.T.S. (Sala 1.ª). Sentencia 20 febrero 1990. P.: López Vilas.El juzgador de instancia adquirió, en efecto, la convicción del cierre del local, ya que a

Para acceder al documento completo, por favor, introduce usuario y clave


Si deseas acceder a todos los documentos
Si solo deseas descargarte este documento

Para solicitar más información, pulsa aquí y nos pondremos en contacto contigo.

Productos Recomendados