CARGANDO...

AP Sevilla, Sec. 2.ª, 416/2003, de 7 de julio

SP/SENT/49986

Recurso 501/2003. Ponente: CARLOS PIÑOL RODRIGUEZ.

Necesidad vivienda hijo arrendador que vive en una casa arrendada 
No tiene permisos para ver el contenido de los extractos
ANTECEDENTES DE HECHO
PRIMERO.- El Juzgado de Primera Instancia dictó sentencia el día 4 de Octubre de 2002, en el juicio antes dicho, cuya parte dispositiva es como sigue: "Que estimando la demanda deducida por el Procurador D. José María Grajera Murillo, en nombre y representación de D. Alejandro contra Dña. Sofía , sobre resolución de contrato de arrendamiento, debo declarar y declaro resuelto el contrato de arrendamiento celebrado entre las partes referente a la vivienda sita en esta capital, C/ DIRECCION000 nº NUM000 NUM001 al concurrir causa de denegación de prórroga, condenando a la demandada a dejar libre y a disposición del actor la referida vivienda dentro del término legal con el apercibimiento que de no hacerlo se procederá a su lanzamiento.
Se condena a la demandada al abono de las costas del presente juicio".
SEGUNDO.- Interpuesto recurso de apelación y admitido a trámite, el Juzgado realizó los preceptivos traslados y una vez transcurrido el plazo elevó los autos a esta Sección de la Audiencia, donde se formó rollo y se ha turnado de ponencia. Tras la votación y fallo quedo el recurso visto para sentencia.
TERCERO.- En la tramitación del recurso se han observado las prescripciones legales.
Visto, siendo ponente el Ilmo. Sr. Magistrado D. CARLOS PIÑOL RODRÍGUEZ quien expresa el parecer del Tribunal.
FUNDAMENTOS DE DERECHO
PRIMERO.- La sentencia de instancia estima la demanda y tras considerar que concurre la causa nº 1 del art. 62 LAU declara resuelto el contrato de arrendamiento referente a la vivienda de la DIRECCION000 nº NUM000 ; se alega por el recurrente errónea valoración de la prueba practicada y ello lo sustenta en una serie de manifestaciones que contiene en su escrito; la citada causa que permite resolver el arriendo es cuando el arrendador necesite para sí la vivienda o para que la ocupen sus ascendientes o descendientes naturales; esta causa invocada para la resolución exige que el arrendador necesite la vivienda, concepto que debe entenderse como que dentro de los referidos por la ley, el mismo , ascendiente o descendiente, existen y van a ocupar la vivienda, pues con ello ya queda cumplido el requisito de la necesidad; el precepto no exige que quién esté en situación de ocupar la vivienda, pueda por su capacidad pagar un arrendamiento o adquirirla, sino que lo que permite el precepto y legitima la actuación del propietario es la existencia de esa persona para la cual se pide la vivienda, y una situación que demuestra lo razonable de utilizar un bien propiedad del arrendador en beneficio de esas personas, dándole una utilidad en favor de aquellos; en el caso presente resulta que existe una situación exteriorizada por la propiedad de que esa vivienda sea utilizada por un hijo que está en una vivienda arrendada, y ello es suficiente para acoger la causa alegada

Para acceder al documento completo, por favor, introduce usuario y clave


Si deseas acceder a todos los documentos
Si solo deseas descargarte este documento

Para solicitar más información, pulsa aquí y nos pondremos en contacto contigo.

Productos Recomendados