CARGANDO...

AP Cádiz, Sec. 2.ª, 309/2011, de 29 de noviembre

SP/SENT/658724

Recurso 387/2011. Ponente: JOSE CARLOS RUIZ DE VELASCO LINARES.

Al no haber acreditado la inquilina la realidad de las humedades alegadas, no puede condenarse al arrendador a su reparación 
No tiene permisos para ver el contenido de los extractos
Dado que no se ha acreditado la causa del cambio de la cerradura y que según la normativa de arrendamientos serán por cuenta del arrendatario este tipo de reparaciones, no tiene responsabilidad alguna el arrendador  
No tiene permisos para ver el contenido de los extractos
ANTECEDENTES DE HECHO
PRIMERO .- Por el Juzgado de Primera Instancia número cuatro de Cádiz se dictó Sentencia el 27 de abril de 2011 en el procedimiento del margen, cuyo Fallo es del tenor siguiente:
"desestimar la demanda interpuesta por el Procurador D. Gonzalo Crespo Grosso, en nombre y representación de Dª. Angustia contra Dª. Guadalupe ; ABSOLVIENDO a la demandada de las pretensiones de la parte actora, con todos los pronunciamientos favorables, con condena en costas a la actora."
SEGUNDO .- Preparado recurso de apelación contra la Sentencia de instancia, fue emplazada Doña Angustia para que en plazo de veinte días lo interpusiera, lo que así hizo, dándose traslado a las partes por diez días, presentando escrito de oposición Doña Guadalupe , siendo emplazadas las partes por treinta días para ante esta Audiencia Provincial. Una vez recibidas las actuaciones en la Audiencia Provincial, se turnaron a esta Sección, acordándose la formación del oportuno Rollo para conocer del recurso y la designación de Ponente, Diligencia de Ordenación notificada a las partes.
FUNDAMENTOS DE DERECHO
PRIMERO .- La Juez de Instancia desestima la demanda de reclamación de cantidad derivada de contrato de arrendamiento.
La parte demandante interpone recurso de apelación que lo fundamenta en una errónea valoración de prueba.
SEGUNDO.- La parte apelante sostiene que acreditados los daños por las fotografías incorporadas a la demanda, surge la obligación de la parte demandada, arrendadora de la vivienda, en reparar el daño causado en la vivienda arrendada por contrato de fecha 1 de diciembre de 2004.
El artículo 21 de la Ley de Arrendamientos Urbanos de 24 de noviembre de 1994, Ley 24/1994 declara:
"1-. El arrendador está obligado a realizar, sin derecho a elevar por ello la renta, todas las reparaciones que sean necesarias para conservar la vivienda en las condiciones de habitabilidad para servir al uso convenido, salvo cuando el deterioro de cuya reparación se trate sea imputable al arrendatario a tenor de los dispuse en los arts. 1.563 y .
La obligación de reparación tiene su límite en la destrucción de la vivienda por causa no imputable al arrendador. A este efecto, se estará lo dispuesto en el art. 28.
2-. Cuando la ejecución de una obra de conservación no pueda razonablemente diferirse hasta la conclusión del arrendamiento, el arrendatario estará obligado a soportarla, aunque le sea muy molesta o durante ella se ve
a privado de una parte de la vivienda.Si la obra durase más de veinte días, habrá de disminuirse la renta en proporción a la parte de la vivienda de la que el arrendatario se vea privado.3-. El arrendatario deberá poner en conocimiento del arrendador, en el plazo más breve posible, la necesidad de las reparaciones que contempla el apartado 1 de este artículo, a cuyos solos efectos de

Para acceder al documento completo, por favor, introduce usuario y clave


Si deseas acceder a todos los documentos
Si solo deseas descargarte este documento

Para solicitar más información, pulsa aquí y nos pondremos en contacto contigo.

Productos Recomendados