CARGANDO...

AP Tarragona, Sec. 1.ª, 26/2012, de 13 de enero

SP/SENT/665253

Recurso 448/2011. Ponente: ANTONIO CARRIL PAN.

No procede la nulidad del contrato por inidoneidad del objeto arrendado, al haber consentido la arrendataria la falta de cédula de habitabilidad del local arrendado para destinarlo a vivienda 
No tiene permisos para ver el contenido de los extractos
ANTECEDENTES DE HECHO
ACEPTANDO los Antecedentes de Hecho de la sentencia recurrida; y
PRIMERO.- La sentencia recurrida contiene la siguiente parte dispositiva: "Que debo desestimar y desestimo la demanda interpuesta por la procuradora Sra. Yxart en nombre y representación de doña María Cristina defendida por la letrada Sra. Canals contra doña Claudia representada por el procurador Sr. Aguilera y debo absolver y absuelvo a la demandada de todos los pedimentos deducidos contra ella.
Se condena al pago de las costas a la parte actora".
SEGUNDO.- Contra la mencionada sentencia se interpuso recurso de apelación por María Cristina , en base a las alegaciones que son de ver en el escrito presentado.
TERCERO.- Dado traslado a las demás partes personadas del recurso presentado para que formulasen adhesión o se opusieran al mismo, por Claudia se formulo oposición.
CUARTO.- En la tramitación de ambas instancias del procedimiento se han observado las normas legales.
FUNDAMENTOS DE DERECHO
PRIMERO.- La apelación se alza contra la desestimación de la demanda de nulidad de un contrato de arrendamiento de vivienda por inidoneidad del objeto arrendado, y lo hace invocando error en la apreciación de la prueba.
SEGUNDO.- Para resolver la apelación es conveniente señalar que la litis versa sobre un contrato de arrendamiento de un local para vivienda con una duración de 6 meses y una renta mensual de 500 €, celebrado el 1 de julio de 2008 y resuelto por la arrendataria el 1 de septiembre del mismo año, alegando la falta de cédula de habitabilidad del local, que había sido trasformado de local de negocio en vivienda, al tiempo que también se invocó en la demanda la existencia de humedades que hacían inadecuado el objeto de arrendamiento para su uso causas de nulidad que la sentencia de instancia desestimó por considerar que la falta de cédula fue conocida por la arrendataria al tiempo de celebrar el contrato, lo que estimó un hecho probado por la admisión de la propia actora, y no le privaron del uso de la vivienda durante los meses que la poseyó, y por lo que se refiere a las pretendidas deficiencias no fueron probadas.
TERCERO.- El invocado error en la apreciación de la prueba lo transforma la recurrente en reiterada argumentación relativa, en esencia, a la inexistencia de la cédula de habitabilidad de la vivienda arrendada, tratando de imponer su criterio respecto de que la care
ncia de la misma priva a la vivienda de su condición de tal, impidiendo al arrendador mantener al arrendatario en el uso pacífico, creando el peligro de la desautorización administrativa y una inhabilidad legal o jurídica, por todo lo que pretende la nulidad del contrato por error como falsa representación mental de la realidad por parte de la arrendataria.Para dar respuesta a tan esfo

Para acceder al documento completo, por favor, introduce usuario y clave


Si deseas acceder a todos los documentos
Si solo deseas descargarte este documento

Para solicitar más información, pulsa aquí y nos pondremos en contacto contigo.

Productos Recomendados