CARGANDO...

Consulta DGT V2387-05, de 25 de noviembre de 2005. Vinculante

SP/DGT/7145

Deducibilidad de dichos gastos.

SG de Impuestos sobre la Renta de las Personas Físicas

Normativa
TRLIRPF RDLeg 3/2004, Arts. 14-1, 21-1
Descripción
El consultante es propietario de un inmueble que ha estado alquilado de enero a abril de 2004. En agosto de 2004 realizó una serie de gastos de reparación con la finalidad de arrendar de nuevo el inmueble aunque a la fecha de la consulta todavía no ha sido alquilado.
Cuestión
Deducibilidad de dichos gastos.
Contestación
La presente contestación se ha formulado con arreglo a la normativa vigente en la actualidad, es decir, la resultante del Real Decreto Legislativo 3/2004, de 5 de marzo (BOE de 10 de marzo), por el que se aprueba el texto refundido de la Ley del Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas, en adelante TRLIRPF, y del Real Decreto 1775/2004, de 30 de julio (BOE de 4 de agosto), por el que se aprueba el Reglamento del Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas, en adelante RIRPF. Debido a la doble calificación que en el Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas pueden tener los rendimientos correspondientes al arrendamiento de inmuebles, rendimientos de capital inmobiliario o rendimientos de la actividad económica, la presente contestación se aborda desde la hipótesis que parece adaptarse a la consulta efectuada: que el arrendamiento de inmuebles produce rendimientos de capital inmobiliario. El apartado 1, del artículo 21 del TRLIRPF establece que "para la determinación del rendimiento neto, se deducirán de los rendimientos íntegros los gastos siguientes:a) Todos los gastos necesarios para la obtención de los rendimientos. Se considerarán gastos necesarios para la obtención de los rendimientos, entre otros, los siguientes: (…) y los gastos de reparación y conservación. (…) No obstante, el importe máximo deducible por la totalidad de los gastos no podrá exceder de la cuantía de los rendimientos íntegros." Ha de precisarse que la normativa reguladora del Impuesto sólo contempla la deduci
bilidad de los gastos de conservación y reparación respecto de los inmuebles arrendados o subarrendados. Ello implica que podrán tomarse en consideración como gasto deducible, las cantidades destinadas a conservación y reparación, a efectos del cálculo de los rendimientos netos del capital inmobiliario, siempre que el inmueble se encuentre arrendado o subarrendado en el momento en que se incurra en los citados gastos; asimismo, también cabe la de

Para acceder al documento completo, por favor, introduce usuario y clave


Si deseas acceder a todos los documentos
Si solo deseas descargarte este documento

Para solicitar más información, pulsa aquí y nos pondremos en contacto contigo.

Formación Recomendada

Productos Recomendados