CARGANDO...

AP Castellón, Sec. 2.ª, 5/2004, de 17 de enero

SP/SENT/107474

Recurso 253/2003. Ponente: José Luis Antón Blanco.

La alta improbabilidad de que se incendie la TPV no excluye que ardiera; dada la imprevisibilidad y la falta de negligencia lo hacen un caso reconducible a la fuerza mayor 
No tiene permisos para ver el contenido de los extractos
La responsabilidad del artículo 1908 CC vendrá matizada en los casos donde el uso de la máquina supuestamente peligrosa lo viene ostentando el perjudicado 
No tiene permisos para ver el contenido de los extractos
ANTECEDENTES DE HECHO
PRIMERO.- El fallo de la sentencia apelada literalmente dice: "Que debo desestimar y desestimo la demanda formulada por la Procuradora Sra. Sanz Yuste en nombre y representación de Winterthur Seguros Generales, S.A. de Seguros y Reaseguros contra Caja de Ahorros y Monte de Piedad de Madrid, absolviendo a esta demandada de los pedimentos de la demanda, con expresa imposición de costas a la parte demandante".
SEGUNDO.- Notificada dicha Sentencia a las partes, por la representación del demandante Winterthur S.A. se interpuso recurso de apelación contra la misma, y admitido que fue el recurso se dio traslado a la parte adversa quien lo impugnó, remitiéndose las actuaciones a esta Ilma. Audiencia Provincial correspondiendo por normas de reparto a esta Sección Segunda, donde se designó Ponente y se señaló para la deliberación y votación del mismo el día 12 de enero de 2004 en el que ha tenido lugar.
TERCERO.- En la tramitación del juicio se han observado en ambas instancias las formalidades legales.
FUNDAMENTOS DE DERECHO
Se aceptan los de la sentencia apelada.
PRIMERO.- Se alza en apelación Winterthur contra la sentencia que viene a desestimar su acción personal de reclamación de cantidad ejercitada, al amparo del art. 43 de la LCS, contra Caja Madrid por los daños derivados del siniestro acontecido en un comercio sito en la plaza País Valenciá de Castellón el día 6 de marzo de 2.001 por incendio del aparato terminal TPV colocado para posibilitar eventuales pagos de clientes con tarjeta de crédito emitida por una entidad financiera. Tal acción se apoyaba en los perjuicios originados ex art. 1.902 y 1.908 CC, y en el entendimiento de que el mero hecho de acreditar que el incendio partió del terminal TPV de la demandada supone ya una inversión de la carga probatoria una vez que también se acreditan los perjuicios, correspondiendo a la parte demandada, como propietaria y beneficiaria del aparato causante, probar que el incendio se corresponde con causa extraña al mismo, pues opera sobre tales situaciones una responsabilidad objetiva, a salvo de prueba en contrario.
La sentencia desestima la pretensión resarcitoria por entender, en esencia, que no cabe partir de una responsabilidad cuasi-objetiva ex arts. 1.905 a 1.910 CC por el mero hecho de ser propietario del agente dañoso, en aquellos casos en que el uso u explotación de la cosa esté transferido a terceros, y en el presente caso en atención a que el DIRECCION000 del comercio asegurado por Winterthur tenía el te
rminal TPV en depósito, pesaba también sobre él obligaciones de guarda y conservación hasta su restitución al depositante. A partir de esta circunstancia el Juzgador de primer grado, considera que, sin inversiones probatorias en lo referente a la causa del incendio del terminal, debió probarse algo más que el hecho de que el foco del incendio partió del mismo, cual sería alguna negligencia por parte de la propietaria demandada para dar lugar al m

Para acceder al documento completo, por favor, introduce usuario y clave


Si deseas acceder a todos los documentos
Si solo deseas descargarte este documento

Para solicitar más información, pulsa aquí y nos pondremos en contacto contigo.