CARGANDO...

AP Santa Cruz de Tenerife, Sec. 3.ª, 125/2004, de 19 de marzo

SP/SENT/107490

Recurso 102/2004. Ponente: Macarena González Delgado.

ANTECEDENTES DE HECHO
PRIMERO.- En los autos y por el referido Juzgado se dictó Sentencia de fecha 23 de julio de 2003 cuya parte dispositiva, -literalmente copiada-, dice así: " Que desestimando íntegramente la demanda interpuesta por la Procuradora Dña. Mercedes Aranaz de la Cuesta en nombre y representación de D. Juan Ignacio y de Dña. Emilia , debo absolver y absuelvo a las demandadas Audi, A.G., Domingo Alonso, S.A. y Cuatromoción S.L. de las pretensiones formuladas en su contra y con condena en costas a la actora. "
SEGUNDO.- Notificada la sentencia a las partes en legal forma, se interpuso recurso de apelación por la representación de la parte demandante ; tramitándose conforme a lo previsto en los artículos 457 y siguientes de la Ley de Enjuiciamiento Civil, presentando la parte contraria escrito de oposición , y remitiéndose posteriormente los autos a esta Audiencia Provincial.
TERCERO.- Que recibidos los autos en esta Sección Tercera se acordó formar el correspondiente Rollo, y se designó como Ponente a la Ilma. Sra. Magistrado Dª. Macarena González Delgado , señalándose para votación y fallo el día 15 de marzo del año en curso .
FUNDAMENTOS DE DERECHO
PRIMERO.- Contra la sentencia que desestima la demanda se alza el recurso de la actora alegando error en la apreciación de la prueba, oponiéndose el demandado al mismo no solo en lo referido a la causa del accidente sino también respecto de las cantidades solicitadas.
Queda acreditado en las actuaciones que el once de enero de 1999 cuando la actora circulaba por el recinto portuario a una velocidad no superior a 40 KM por hora, sufrió una accidente consistente en la salida de la rueda derecha y la colisión lateral con los vehículos que se encontraban aparcados al lado derecho de dicha vía, a resultas del cual el vehículo resultó dañado y la conductora lesionada, constado que no se activó el sistema de airbag en el lado de la conductora, todo ello, con el resultado que consta en las actuaciones. En la primera instancia se plantea la cuestión, que se reproduce en esta alzada, de si la colisión se produce como consecuencia de la salida de la rueda o esta es consecuencia de la colisión producida. Cuestión, no cabe duda, de prueba, para cuya resolución debe partirse en primer lugar de determinar a que parte corresponde acreditar la forma de producción del siniestro habida cuenta de la nueva regulación de la carga de la prueba contenida en el art. 217 de la LEC y del tipo de acción que se ejercita en este procedimiento.
El actor en los fundamentos jurídicos de su demanda refiere la Ley 26/1984 de 19 de julio General para la Defensa de los Consumidore
s y Usuarios, la de 22/1994 de 6 de julio de Responsabilidad Civil por los daños causados por productos defectuosos, además de los preceptos del Código Civil referidos a las obligaciones en general y al cumplimiento de los contratos. De manera que la primera cuestión a resolver es la determinación de cual fue la causa del accidente para determinar si se trata de una colisión por imprudencia de la conductora o por la existencia de un producto defe

Para acceder al documento completo, por favor, introduce usuario y clave


Si deseas acceder a todos los documentos
Si solo deseas descargarte este documento

Para solicitar más información, pulsa aquí y nos pondremos en contacto contigo.

Formación Recomendada