CARGANDO...

AP Pontevedra, Sec. 1.ª, 372/2006, de 22 de junio

SP/SENT/115409

Recurso 328/2006. Ponente: FRANCISCO JAVIER VALDES GARRIDO.

No hay constancia de que las pérdidas de la empresa, fueran debidas a un proceder doloso o negligente de los administradores 
No tiene permisos para ver el contenido de los extractos
ANTECEDENTES DE HECHO
PRIMERO.- Por el Juzgado de Mercantil núm. 1 de Pontevedra, con fecha 11 enero 2006, se dictó sentencia cuyo fallo textualmente dice:
"Que desestimo la demanda deducida por la representación procesal de ROIG CERAMICA SA con imposición a dicha actora del pago de las costas procesales devengadas.".
SEGUNDO.- Contra dicha sentencia, por Roig Ceramica SA, se interpuso recurso de apelación que fue admitido en ambos efectos, por lo que se elevaron las actuaciones a esta Sala y se señaló el día uno de junio para la deliberación de este recurso.
TERCERO.- En la tramitación de esta instancia se han cumplido todas las prescripciones y términos legales.
FUNDAMENTOS DE DERECHO
PRIMERO.- Recurre en apelación la entidad actora la sentencia de instancia que desestima la demanda por la misma formulada contra los demandados-administradores de la entidad mercantil "Hidalgo Revestimientos y Saneamientos S.L", en ejercicio de la acción individual de responsabilidad del art. 135 LSA en relación con los asts. 127 y 133 del mismo texto legal (por remisión del art. 69 de la LSRL), y en reclamación de la cantidad a que la mencionada sociedad fue condenada por sentencia firme, de fecha 30-6-2003, recaída en los autos de juicio ordinario núm. 452/2002 del J.P.I núm. 1 de Cangas, por el suministro de distintas partidas de material cerámico pendientes de abono, así como de los intereses vencidos judicialmente reclamados y por los que se despachó ejecución y de la suma correspondiente a la tasación de costas aprobada y por la que también llegó a despacharse ejecución, dada la imposibilidad de su cobro de la sociedad mercantil deudora al no serle encontrados bienes en el procedimiento de ejecución.
El fundamento de la desestimación de la demandada por el Juzgador de instancia radica en que, de la valoración de la prueba practicada en los autos, no cabe concluir la concurrencia de los presupuestos indispensables para la prosperabilidad de la acción resarcitoria ejercitada, esto es, la existencia de un comportamiento negligente de los administradores demandados con trascendencia causal para la producción del daño patrimonial (no percepción del crédito derivado
del suministro de material y de su reclamación por vía judicial) sufrido por la empresa demandante.Como único motivo impugnatorio del recurso, la actora-recurrente aduce error en la apreciación de la prueba, toda vez, incuestionada la existencia del requisito del daño patrimonial, una correcta valoración del material probatorio permite alcanzar la conclusión de la también concurrencia de los otros dos presupuestos

Para acceder al documento completo, por favor, introduce usuario y clave


Si deseas acceder a todos los documentos
Si solo deseas descargarte este documento

Para solicitar más información, pulsa aquí y nos pondremos en contacto contigo.