CARGANDO...

AP Asturias, Oviedo, Sec. 6.ª, 50/2008, de 4 de febrero

SP/SENT/172842

Recurso 556/2007. Ponente: JOSE MANUEL BARRAL DIAZ.

No hay prueba de que las condiciones generales que deberían integrar el contrato de seguro formen parte del mismo, en cuanto aceptadas por el asegurado, carecen por tanto de efecto alguno 
No tiene permisos para ver el contenido de los extractos
ANTECEDENTES DE HECHO
PRIMERO. El Juzgado de Primera Instancia núm. 4 de los de Oviedo dictó sentencia en fecha 1 de octubre de 2007 cuya parte dispositiva es del tenor literal siguiente: " Desestimo la demanda formulada por la Procuradora de los Tribunales Sra. Pérez Vares, en nombre y representación de don Victor Manuel, frente a la entidad "Helvetia Previsión, S.A." y absuelvo a la demandada de los pedimentos contra ella dirigidos en el escrito de demanda.
Con imposición de las costas a la parte demandada."
SEGUNDO.- Contra la anterior sentencia se interpuso recurso de apelación por la parte demandante, del cual se dio el preceptivo traslado a las partes conforme a lo dispuesto en el artículo 461 de la vigente Ley , que lo evacuaron en plazo con oposición al mismo . Remitiéndose posteriormente los autos a esta Sección, señalándose para deliberación, votación y fallo el día 31 de enero de 2008.
TERCERO.- En la tramitación del presente recurso se han observado las prescripciones legales.
FUNDAMENTOS DE DERECHO
PRIMERO.- La sentencia de primera instancia desestima la demanda interpuesta por el actor, don Victor Manuel, en reclamación de la indemnización derivada de un seguro de defensa jurídica, adjunto a una póliza de seguro de "Multirriesgo Hogar" suscrita con la Cía. aseguradora demandada.
Declara dicha sentencia que la póliza en cuestión se encontraba en vigor debido al pago de la prima correspondiente a la anualidad en la que tuvo lugar el siniestro (7-12-2004), consistente en las lesiones sufridas por el actor en un accidente de trabajo que provocaron el ejercicio de acciones penales y, una vez archivadas éstas, ante el Juzgado de lo Social núm. 5 de esta Capital, lo que motivó unos gastos de defensa jurídica que ahora se reclaman con cargo a la Aseguradora demandada.
Declara igualmente que las Condiciones Particulares de la póliza incluyen como objeto de la cobertura aseguradora un seguro independiente de defensa jurídica del actor en cuanto asegurado, fijando dichas Condiciones Particulares el límite de la cobertura, que es el de 3.005,06 € para el caso de que la defensa se realice por abogados y procurados designados por el propio asegurado, como es el caso.
Sin embargo, acudiendo a las Condiciones Generales (que no aparecen firmadas por el tomador-asegurado) declara igualmente que según el art. 9º.2.10 .c) de éstas quedan excluidos los daños "que se produzcan en el ejercicio de la profesión liberal del ase
gurado o deriven de cualquier actividad ajena al ámbito de su vida particular". Por lo que el daño originado por un accidente laboral, ajeno por tanto al ámbito particular del asegurado, no está cubierto por el seguro. Como quiera que esta cláusula debe entenderse como limitadora del riesgo u objeto del contrato, absolutamente precisa, además, para que pueda existir y tener validez el mismo conforme al art. 8, apartados 3 y 5, de la Ley de Contra

Para acceder al documento completo, por favor, introduce usuario y clave


Si deseas acceder a todos los documentos
Si solo deseas descargarte este documento

Para solicitar más información, pulsa aquí y nos pondremos en contacto contigo.