CARGANDO...

AP Madrid, Sec. 19.ª, 314/2008, de 12 de diciembre

SP/AUTRJ/452076

Recurso 829/2008. Ponente: EPIFANIO LEGIDO LOPEZ.

La nulidad no puede acogerse de oficio; ante laudo arbitral firme no es posible denegar la ejecución sin abrir el procedimiento 
No tiene permisos para ver el contenido de los extractos
ANTECEDENTES DE HECHO
Se dan por reproducidos los que contiene el auto recurrido en cuanto se relacionen con esta resolución y
PRIMERO.- Con fecha 16-09-2008 el Juzgado de 1ª Instancia núm. 41 de Madrid en el procedimiento de que dimana este rollo de Sala, dictó auto cuya parte dispositiva es del tenor literal siguiente: "SSª acuerda: Denegar el despacho de ejecución forzosa de laudo arbitral presentada por Cadena Master Talavera SL contra Dª Marí Luz ".
SEGUNDO.- Notificado el auto a las partes se interpuso recurso de apelación por la representación procesal de Cadena Master Talavera SL, que formalizó adecuadamente (folios 35 y siguientes) para, tras ser admitido a trámite, remitir los autos principales a este Tribunal, en el que tuvieron entrada en 17- 11-2008, abriéndose, de inmediato, el correspondiente rollo de Sala.
TERCERO.- En esta alzada, para cuya deliberación y votación se señaló el nueve de los corrientes, se han observado las prescripciones legales.
FUNDAMENTOS DE DERECHO
No se dan por reproducidos los que contiene el auto recurrido que se sustituyen por los siguientes y
PRIMERO.- Este Tribunal no comparte la tesis mantenida por el Juzgador de instancia, por entender que frente al laudo arbitral firme, que tiene aparejado ejecución en la forma que concreta el art. 517.2 apartado 2º de la LEC , tan sólo es posible acudir a la anulación del mismo en la forma que concretan los arts. 40 y ss de la LA 60/2003, de 23 de diciembre , no siendo posible ex oficio denegar el despacho de ejecución (así se expresaba el auto de esta misma Sección, entre otros muchos, de 15-12-2006 ), por entender que en el supuesto que se contemple pueda haberse dictado auto contrario al orden público, debiendo tenerse muy presente que la materia relativa a laudo arbitral, como en la generalidad de aquellas que se sujetan a los procesos civiles, rige el principio de disposición de las partes sobre los derechos que se debatan (exclúyanse los procesos que llamamos inquisitorios), de manera que tan sólo con la instancia de parte, con la petición expresa del litigante que hubiese resultado condenado en laudo arbitral, podrá abrirse la acción de anulación en los términos previstos en la repetida ley de arbitraje, que tiene unas causas específicas que le sirven de soporte y siempre que las mismas, como concreta el art. 40 de la repetida ley , se aleguen y prueben por el recurrente o por el que promueva la acción de anulación. Precisamente la doctrina que precede tiene también qu
e tenerse en cuenta ante el contenido del art. 31.4 de ley 44/2006, de 29 de diciembre , cuando califica a los convenios arbitrales como nulos cuando se hubiesen pactado antes de surgir el conflicto o controversia entre las partes del contrato, a menos que se trate de sumisión a órganos de arbitraje institucionales creados por normas legales o reglamentarias para un sector por supuesto específico. Esta nulidad no puede, ent

Para acceder al documento completo, por favor, introduce usuario y clave 

¿Quieres ver este documento y muchos más totalmente gratis?

Disfrútala durante 3 días

Durante 3 días

No incluye Formularios

Rellena el siguiente formulario para darte de alta en el TOP Jurídico Mediación y Arbitraje y te enviaremos tu clave demo para que empieces a utilizarla inmediatamente:

Al pulsar el siguiente botón aceptas el tratamiento de tus datos personales

Información básica sobre Privacidad y Protección de Datos

Responsable: Editorial Jurídica sepín, S. L.

Finalidades principales: Para la contratación de servicios y productos de sepín.

Envío de información sobre productos y servicios a través de cualquiera de los medios de contacto facilitados

Destinatarios: No se cederán datos a terceros, salvo obligación legal o previo consentimiento.

Derechos: Si deseas conocer la información sobre tus datos, corregir errores, suprimir datos, limitar su tratamiento o pedir que se trasladen a otra entidad, puedes ejercer los derechos que te reconoce el Reglamento General de Protección de Datos (RGPD) dirigiéndote a Editorial Jurídica sepín, a la dirección postal c/ Mahón, 8 – 28290 Las Rozas (Madrid) o a la dirección de correo electrónico delegadodeprotecciondedatos@sepin.es para acceder, rectificar, suprimir, oponerte, limitar, portar tus datos personales y a no ser objeto de decisiones basadas únicamente en el tratamiento automatizado de tus datos, acompañando un documento identificativo junto con la solicitud. Igualmente, podrás ejercitar tus derechos a través de los formularios on·line que ponemos a tu disposición en nuestra web. Tienes derecho a presentar reclamación ante la autoridad de control.

Información Adicional: Puedes consultar la información adicional y detallada sobre Protección de Datos en nuestra página web: www.sepin.es/informacion-legal/politica-privacidad.asp

Productos Recomendados