CARGANDO...

AP Tarragona, Sec. 1.ª, 427/2004, de 30 de noviembre

SP/SENT/64966

Recurso 277/2004. Ponente: MARIA DEL PILAR AGUILAR VALLINO.

Fallo en el sistema bancario utilizado para pago renta sin que lo supiera arrendatario no justifica desahucio 
No tiene permisos para ver el contenido de los extractos
ANTECEDENTES DE HECHO
ACEPTANDO los Antecedentes de Hecho de la sentencia recurrida; y
PRIMERO.- Que la sentencia recurrida contiene la siguiente parte dispositiva: "Que desestimando como desestimo la demanda interpuesta Tarraco Express Internacional SL, representada por la Procuradora Sra. Amposta Matheu, contra D. Gabino representado por la Procuradora Sra. Yxart Montañés, debo hacer y hago los siguientes pronunciamientos: Primero: Que debo absolver y absuelvo a D. Gabino de las pretensiones contra él ejercitadas. Segundo: Y todo ello sin hacer expresa imposición de las costas procesales causadas".
SEGUNDO.- Interpuso recurso de apelación la parte demandante solicitando la revocación de la sentencia para que se declare enervada la acción de desahucio con imposición de costas al demandado.
Admitido en ambos efectos, se dió traslado a la parte apelada para alegaciones, en cuyo trámite solicitó la desestimación del recurso y confirmación de la sentencia.
TERCERO.- Remitidas las actuaciones a esta Audiencia, se incoó el Rollo correspondiente, habiéndose procedido a deliberación y votación por este Tribunal el día señalado, con el resultado, por unanimidad, que se expresa.
VISTO, siendo Ponente la Iltma. Sra. Magistrada Dª Mª Pilar Aguilar Vallino.
FUNDAMENTOS DE DERECHO
PRIMERO.- El pronunciamiento contenido en la sentencia apelada desestimando la acción de desahucio, por no apreciar el incumplimiento del arrendatario que justifica el ejercicio de tal acción, se corresponde con reiterado criterio jurisprudencial que niega al arrendador la facultad resolutoria del contrato cuando se constata que no hubo una voluntad de incumplimiento al quedar acreditado que el impago de las rentas derivó de un olvido, error o retraso que se hubiera solventado con un mero aviso extrajudicial poniendo de manifiesto al arrendatario la situación de impago en la que incurría y de la que no era consciente.
Cuando el incumplimiento del arrendatario no es voluntario y consciente se trata de un mero retraso en el pago de las rentas que no es suficiente como causa de resolución porque el precepto de la L.A.U. que autoriza al arrendador a resolver el contrato por falta de pago de la renta es el art. 27 que regula el "Incumplimiento de las obligaciones" de manera que no cabe aplicar las consecuencias que establece si no se aprecia un verdadero incumplimiento sino una mera irregularidad (por olvido, error o retraso) que no denota voluntad de incumplir el contrato y, por tanto, no autoriza a solicitar el desahucio. Este criterio ha sido recogido en anteriores sentencias de esta Sala (Ej. S. 15 marzo 2001) en las que se relacionan otras muchas de distintas Audiencias.
El apartado quinto de la fundamentación jurídica de
la sentencia apelada explica claramente las circunstancias que concurren en este caso para estimar que no hay un incumplimiento de la obligación de pago suficiente para motivar el desahucio, en cuanto falló el sistema bancario, que venía siendo utilizado para el pago de las rentas, sin que el arrendatario lo supiera. Esta situación de impago no querida ni asumida por el deudor, pues la desconocía y confíaba en que el sistema de pago establecido

Para acceder al documento completo, por favor, introduce usuario y clave


Si deseas acceder a todos los documentos
Si solo deseas descargarte este documento

Para solicitar más información, pulsa aquí y nos pondremos en contacto contigo.