CARGANDO...

TS, Sala Segunda, de lo Penal, 9/2004, de 19 de enero

SP/SENT/55363

Recurso 1121/2002. Ponente: D. Joaquín Delgado García.

Necesidad de declarar el secreto de las actuaciones a las partes personadas al tiempo que se autorizan las intervenciones telefónicas 
No tiene permisos para ver el contenido de los extractos
Inexistencia de indicios de comisión de delito de tráfico de drogas que justifiquen la medida de intervención telefónica 
No tiene permisos para ver el contenido de los extractos
Conexión de antijuridicidad entre la primera prueba obtenida que deviene inconstitucional, y el resto de pruebas contaminadas por ésta 
No tiene permisos para ver el contenido de los extractos
ANTECEDENTES DE HECHO
1.- El Juzgado de Instrucción número 2 de Huelva (antiguo mixto 7) incoó Diligencias Previas con el n.º 1990/99 contra Diego , Jose Carlos , Constantino , Valentín , Julieta , Esther , Celestina , Cristina , Imanol , Emilio y Teresa que, una vez concluso remitió a la Sección Segunda de la Audiencia Provincial de esa misma capital que, con fecha 26 de noviembre de 2001, dictó sentencia que contiene los siguientes HECHOS PROBADOS: Probado, y así se declara, que: I.- El Grupo Estupefacientes del Cuerpo Nacional de Policía, tuvo conocimiento, por confidencias recibidas y vigilancias de la zona, que en la Barriada de las Marismas del Odiel de Huelva, la familia compuesta por los procesados Diego, Celestina, venían dedicándose a la distribución de heroína y cocaína a los consumidores, actividades delictivas por las que habían sido condenados algunos de ellos con anterioridad, y sin que se les conociera otro medio de vida lícito, habían adquirido recientemente diversos bienes, como una finca rústica de tres mil metros cuadrados en las cercanías de Gibraleón, un chalet en la zona conocida como de la Romería de San Isidro, gastos desproporcionados a sus nulas actividades laborales. Por ello solicitaron y obtuvieron la correspondiente autorización judicial por auto de fecha 14 de septiembre de 1999, de intervención de las comunicaciones a través del teléfono instalado en el domicilio del procesado Diego , mayor de edad y sin antecedentes penales, sito en la CALLE000 núm. NUM000 , de la citada barriada de las Marism
as del Odiel.A través de este medio de investigación se llegó a comprobar, como mantenían conversaciones en clave, que demostraban la realidad de las actividades de tráfico de drogas y la participación en ellas de Celestina , Diego , su hija Esther que convive con ellos en el domicilio familiar de la CALLE000 núm. NUM000 , su hijo Valentín , su hija Julieta y el marido de esta Jose Carlos . De las conversaciones ma

Para acceder al documento completo, por favor, introduce usuario y clave


Si deseas acceder a todos los documentos
Si solo deseas descargarte este documento

Para solicitar más información, pulsa aquí y nos pondremos en contacto contigo.

Productos Recomendados