CARGANDO...

AP Murcia, Sec. 1.ª, 676/2010, de 30 de diciembre

SP/SENT/545718

Recurso 202/2010. Ponente: ANDRES PACHECO GUEVARA.

Es el duelo de la vivienda, y no el inquilino, el que debe responder por la falta de reparaciones necesarias en las conducciones de agua 
No tiene permisos para ver el contenido de los extractos
ANTECEDENTES DE HECHO
PRIMERO.-
En los autos principales de que el presente rollo dimana, el Juzgado de Primera Instancia con fecha 1/12/08 dictó sentencia , cuyo fallo es del tenor siguiente: "Que desestimando como desestimo la demanda formulada por Dª. Laura , representada por el Procurador Sr. Cantero Meseguer, bajo la dirección del Letrado Sr. Hernández Hernández, contra D. Carlos Daniel , representada por el Procurador Sr. Aguirre Soubrier, bajo la dirección del Letrado Sr. Campoy Serrahima, debo absolver y absuelvo al referido demandado de los pedimentos contenidos en el escrito de demanda, con expresa condena a la parte actora al pago de las costas procesales devengadas".
SEGUNDO.-
Contra la citada resolución y en legal forma se preparó e interpuso recurso de apelación por la representación procesal de la parte antes citada, siendo admitido en ambos efectos, lo que originó, tras la tramitación oportuna, la remisión de los autos originales a esta Sala, señalándose, tras los traslados pertinentes, para deliberación del recurso el día de hoy, quedando los autos pendientes de resolución.
TERCERO.-
En la tramitación de ambas instancias se han observado las prescripciones legales.
FUNDAMENTOS DE DERECHO
PRIMERO.-
La aplicación que del art. 10 de la LEC lleva a cabo el juez a quo es cuestionada mediante esta alzada con la alegación de que el demandado al tiempo de producirse los perjuicios cuya indemnización se reclama, e incluso al tiempo de la demanda, era poseedor de la vivienda desde la que se causaron tales daños, ostentando ante la Comunidad de Propietario del Edificio, e incluso públicamente, la condición de titular de la misma.
Pues bien, aun siendo ello verdad, de ahí que no se haya precisado la práctica de la prueba instada en esta segunda instancia, la relación jurídico procesal se trabó de forma inconveniente, ello ante la constancia en el Registro de la Propiedad al tiempo de demandar de la titularidad de la vivienda constitutiva del piso 4º B del edificio nº 20 del Paseo de Parra de Aguilas.
Se trata de una acción personal, no real, y, por ende, solo ha de ser llamado a la litis quien, como dueño de la casa, debe responder ex art. 1902 del CC de los perjuicios para otro dimanados de la utilización de tal vivienda, con absoluta independencia de quien pueda ocuparla por título alguno ajeno al dominio.
Sólo el propietario es el llamado a soportar el derecho que dice ostentar quien acciona, por lo que no puede ser demandado a tales efectos persona distinta, como
entiende el TS en S., entre otras anteriores, de 16/5/00 .En el supuesto analizado la acción (o innacción) generadora del daño a la vecina siempre habría de alojarse en quien, como dueño del piso de arriba, descuidó culposamente el estado de las conducciones de agua de su casa, con ajeneidad respecto de quien fuese anterior titular o de quien la habite u ocupe notoriamente.</div

Para acceder al documento completo, por favor, introduce usuario y clave


Si deseas acceder a todos los documentos
Si solo deseas descargarte este documento

Para solicitar más información, pulsa aquí y nos pondremos en contacto contigo.

Formación Recomendada

Productos Recomendados