El dolo, elemento subjetivo de la conducta criminal

El dolo, elemento subjetivo de la conducta criminal

Autor: Departamento Jurídico de Sepín Penal

Publicación: 1 / 2018

ISBN: 978-84-1332-968-0

Editorial: SEPIN

Referencia: 4309

Precio: 18

+21% de IVA

AÑADIR AL CARRITO 

Acceso On·Line

La figura del dolo como elemento subjetivo de la conducta criminal aparece recogido principalmente en los arts. 5 y 10 del Código Penal, pero su configuración es producto de elaboración jurisprudencial. Nuestro Tribunal Supremo lo ha definido como "el conocimiento del peligro concreto generado por la acción voluntaria del autor", que se encuentra integrado por dos elementos: uno, el intelectual o capacidad cognoscitiva del sujeto; y otro, el volitivo, de la voluntad. ¿En qué consisten esos elementos? ¿Cómo se valoran? ¿Qué clases de dolo recoge la jurisprudencia? ¿Qué es el dolo eventual? ¿Cómo se diferencia de la imprudencia? Estas y otras cuestiones aparecen analizadas en la presente sección temática, desde la perspectiva de la doctrina científica y de la jurisprudencial, complementado con interesantes consultas sobre la materia planteadas a esta editorial.


Los expertos opinan
El concepto de dolo en el Derecho penal español
Garantías penales y de la aplicación de la Ley penal: Comentario del artículo 5 del Código Penal
La ignorancia deliberada: ¿una figura autónoma de imputación subjetiva en Derecho penal?
Jurisprudencia Comentada
Dolo en el delito de falsedad
Compatibilidad entre dolo eventual y alevosía, en el asesinato
Dolo en el falso testimonio del perito
Lesiones, y no homicidio intentado, por ausencia de dolo eventual
Imprudencia o dolo eventual en la transmisión del Sida
Dirección General de Tributos
¿Puede la Administración tributaria determinar la existencia de dolo en las infracciones tributarias y delitos contra la Hacienda Pública?
Consultas
Posibilidad de concurrencia de engaño previo y dolo antecedente en operación comercial incumplida
Tratamiento jurisprudencial del dolo eventual
Elementos para que un incumplimiento contractual pueda considerarse delito de estafa
Lesiones causadas por producción de ruidos en un bar
Fotocopias de carátulas de CDs y DVDs: delito contra la propiedad intelectual
Jurisprudencia y Resoluciones
Cuestiones generales
No hay concurso de delitos de lesiones, uno doloso y otro culposo, ante la utilización de los puños para causar las lesiones en los ojos de la víctima
La alegación del perito de parte de que la rotura del mueble fuese dolosa no permite la condena por el delito de daños imputado
Dolo directo
Golpear a la víctima en la cabeza con una llave dinamométrica de acero implica que se aceptaba el resultado que consistió en la drástica pérdida de visión
No se prueba que el acusado, echando la escasa cantidad del líquido altamente inflamable en la espalda de la víctima, tuviese el animus necandi suficiente para la condena por el delito de homicidio en grado de tentativa, sino de lesionar
El conocimiento de que el dinero era para invertirlo y apropiárselo de forma permanente constituye el dolo del delito de apropiación
El dolo falsario constituido por denunciar un hecho inexistente por parte del agente para justificar la detención expulsa la aplicación de cualquier tipo de error
El dolo se constituye cuando el acusado, conociendo el fallecimiento, intencionadamente lo oculta durante casi ocho años para seguir cobrando la pensión
No hay error invencible en la conducta del acusado amparado en que no conocía que debía de abonar los tributos de sus ingresos, lo que demuestra el dolo directo
Multitud de cuchilladas con cuchillo de grandes dimensiones en cuello y cara, zonas con estructuras especializadas cuya sección puede causar la muerte, por lo que hay dolo directo
Conocer las graves irregularidades que contenían las facturas que autorizaron con su firma y que eran el medio por el cual se canalizaba la desviación de fondos públicos, excluye conducta imprudente evidenciando la existencia de dolo falsario
Aunque la última finalidad de los acusados era el robo, el asalto a un anciano en su cama cuando dormía taponando sus orificios respiratorios configura el delito de asesinato, existiendo dolo directo en los medios y eventual en los fines
El acusado fue libre de intervenir o no en la operación de recogida de la droga, aunque se incorporase a la cadena delictiva en la fase de agotamiento del delito, lo que supera el dolo eventual
Dolo eventual
El acusado que realizó los disparos en órganos vitales de las víctimas aunque no produjese muerte alguna aceptaba las consecuencias, siendo correcta la condena por tentativa de homicidio con dolo eventual
Asumiendo que el acusado desconociese la edad de la menor, lo que sí resulta evidente es su nula cautela para invadir el bien jurídico protegido cuando consuma la agresión sexual
El ataque realizado por el acusado al cuello de la víctima con un vaso de cristal resulta suficiente para presuponer el ánimo de matar, al menos a título de dolo eventual
La trayectoria de la bala demuestra al menos el dolo eventual dado que el disparo se efectuó de frente, lo que confirma la comisión del delito de homicidio en grado de tentativa
Los hijos desatendieron a su madre senil hasta del más mínimo aseo personal, llegando a dejarla morir en una agonía, perfectamente evitable con un simple ingreso en un centro hospitalario
No puede sostenerse un actuar meramente imprudente cuando, como mínimo, a lo largo de las casi quince horas de vida de la niña no se requirió la asistencia y auxilio de los profesionales
Si el acusado no sabía lo que transportaba su maleta, tuvo que ocuparse en conocerlo, y al no hacerlo cometió el delito de tráfico de drogas a título de dolo eventual, confirmándose la condena por los delitos de los artículos 368 y 369.1.5 CP
Queda probado que la acusada cometió la falta de estafa a título de dolo eventual en concepto de cooperación necesaria, cuando mediante engaño se realizó la transferencia de dinero del perjudicado a la misma
El delito de receptación puede ser cometido por dolo indirecto cuando el origen ilícito de los bienes receptados aparezca con un alto grado de probabilidad por las circunstancias concurrentes
Dolo eventual en el asesinato, pues los acusados se representaron como probable que la niña estaba muriendo y, aunque no lo desearon, al persistir en la falta de acción, se causó el resultado de su muerte
Inexistencia de dolo
La inexistencia de dolo falsario en las actuaciones impide la condena por el delito de falsedad en documento público que pretende imputar el Fiscal, respecto de la absolución de la instancia
La muerte producida en parte por el movimiento brusco de la víctima impide hablar de dolo: hay homicidio imprudente
Si la acusada no supo lo que transportaba como mantiene, debió ocuparse de saberlo, por lo que el delito de tráfico de drogas lo cometió a título de dolo eventual
No hay dolo directo en la actuación del acusado, que antepone la cautela de la necesidad de la experiencia de los licitadores, aunque luego la tolere al tenerla por subsanada
Las lesiones del menor se califican como lesiones imprudentes, pues no se prueba que el padre despreciara la vida o integridad física del niño, ni que le diera un trato inadecuado
La situación del acusado, en desempleo y sin subsidio impide entender que cometió el delito de impago de la pensión alimenticia, al carecer de ingresos suficientes, lo que excluye la existencia de dolo
Los testigos confirman el tirón del bolso de la anciana y el robo con violencia cometido, debiendo imputarse la muerte de la misma como imprudente pero muy cercano al dolo eventual dada la edad de la misma y la acción violenta del acusado
No pudiendo afirmarse con certeza que la acusada hubiere formulado una querella con base en unos hechos falsos de manera consciente y voluntaria, se procede a su absolución en virtud del principio in dubio pro reo
Que el acusado no optase por un posicionamiento activo en la modificación de medidas, habiendo realizado pagos parciales para la pensión alimenticia en su capacidad económica, confirma la absolución por el delito del artículo 227.1 CP
No existe ocultación de los datos contables, por lo tanto no existe ánimo defraudador con entidad suficiente para el ilícito penal

  El usuario / contraseña no es válido
  El usuario / contraseña no es válido